La Autoridad del Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT), solicitó en horas de la mañana de hoy, a la empresa Mi Bus en el marco de sus disposiciones disciplinarias que, se apliquen los correctivos, previo proceso, a la conductora del Metro Bus que, se rehusó a transportar a un usuario con discapacidad.

Hay  que recordar que la modernización del sistema del transporte público de pasajeros conlleva la inclusión de las personas con discapacidad y, para tal fin, las zonas pagas están adecuadas con rampas al igual que los buses;   por lo tanto,  la ATTT dará seguimiento al caso. 

Una vez que la empresa Mi Bus tuvo conocimiento de este hecho, se comprometió a realizar las investigaciones y aplicar los correctivos.

La ATTT sentenció que las personas con discapacidad tienen los mismos derechos que el resto de los usuarios que, utilizan diariamente el transporte público de pasajeros para trasladarse a diversos puntos de la ciudad a realizar sus labores cotidianas.