El director de la Autoridad de Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT), Julio González, lamenta el fallecimiento de dos personas, un infante de 21 días de nacido y una señora de 67 años de edad, producto de un accidente de tránsito, ocurrido este domingo 27 de julio, próximo a la entrada de Howard, donde estuvo involucrado un transporte de ruta alterna.

González enfatizó que la entidad que dirige va a tomar las acciones inmediatas para garantizar la seguridad de los usuarios, tras agregar que Indudablemente el Estado se ve en la necesidad de establecer un método de transición para regular el transporte informal.

"Reconocemos que hay un problema de movilidad, pero también de seguridad. El problema de movilidad no se resuelve reduciendo la flota, pero el problema de seguridad exige que como autoridad se garantice  el cumplimiento de  las normas mínimas de seguridad”, remarcó el funcionario.

Como primera medida, anunció González,  se procederá con la instalación de gobernadores que no permitan la circulación de los vehículos a más de 80 kilómetros por hora, licencia profesional adecuada, eliminación de los papeles ahumados que estén fuera de la reglamentación de las leyes de tránsito, seguro colectivo para transporte de pasajeros, extintores, revisado, llantas en buen estado, y que porten el registro único vehicular.

Resaltó que si después de una semana el dueño del vehículo y el conductor no cumplen con estas normas, serán sancionados con multas que van desde 150 dólares hasta mil dólares y la cancelación definitiva, además se aplicará la sanción por piratería, de acuerdo a la ruta donde estén cometiendo las infracciones.

Pasados los primeros tres meses los vehículos deben pasar a formar parte de una prestataria legalmente establecida y reconocida por la ATTT. Tendrán un periodo de 3 meses para cumplir con esta disposición.

En cuanto  al accidente registrado a la altura de la entrada de Howard, González, reveló que, pese a  que el vehículo cuenta con una serie de condiciones previamente establecidas para operar a través de la prestataria SICAMOCH, la propietaria Yina Indira Vaca Vento, no cumplía con ciertas  disposiciones. El  conductor del bus accidentado que cuenta con 19 años de edad portaba licencia inadecuada para manejar este tipo de transporte y tiene antecedentes por manejo desordenado y desacato.

De acuerdo con el reporte de las autoridades de la ATTT y de los respectivos centros médicos, la condición de salud de los 15 heridos es estable. De este total, cinco fueron trasladados al Complejo Hospitalario de la Caja de Seguro Social (CSS) y  diez al Hospital Santo Tomás.